M

Pasos para Crear un E-Commerce de Éxito

Sí, parece que hoy en día es imprescindible contar con un e-commerce para vender a cualquier parte del mundo. Por eso, cada vez más empresas optan por expandir su negocio vendiendo a través de una tienda online o incluso comienzan uno nuevo pensando únicamente en vender por internet.

Sin embargo, muchas de estas iniciativas acaban en saco roto debido a que no se ha planificado adecuadamente. Si bien es cierto que puede parecer más sencillo montar una tienda online y “ponerse a vender”, la realidad es que se necesitan considerar múltiples aspectos antes.

¿Qué tener en cuenta antes de crear una Tienda Online?

Existen ciertos elementos a tener en cuenta a la hora de crear una tienda online, centrados en varios aspectos, desde el producto que se desea vender, así como la logística.

Todo ello conlleva un importante análisis y una serie de pasos previos antes de finalmente crear el e-commerce desde el que vender. Aquí, os vamos a hablar de aquellos pasos necesarios para lanzarse al mercado digital, pero con cierta red de seguridad.

Obviamente, si ya poseemos una tienda física y queremos lanzarnos a internet, este proceso será mucho más ágil. Ya tendrás mucho avanzado en este camino y no tendrás que hacer frente a tantos costes. Eso sí, siempre conviene recordar todo lo necesario antes de crear una tienda online.

Análisis de Mercado (DAFO) de Producto

Todo negocio, sea digital o no, debe de comenzar por un análisis pormenorizado y riguroso. En este sentido, una de las mejores formas de plasmar el producto que se pretende comercializar y el mercado en el que se encuentra, es mediante la realización de un Análisis de Debilidades, Amenazas, Fortalezas y Oportunidades (DAFO).

Así, se tiene que realizar una profunda investigación acerca de los puntos débiles y fuertes de entrar en el mercado con nuestro negocio.

Si nos ceñimos a los puntos fuertes, el análisis se centra en las fortalezas y las oportunidades. Las fortalezas se refieren a las propiedades ventajosas del negocio, en el caso de una tienda online, las fortalezas residen principalmente en la calidad del producto y en lo que puede ayudar al consumidor.

Por su parte, las oportunidades hacen clara referencia a cómo se pueden posicionar estos productos dentro del mercado y la novedad que puede suponer en el mismo.

En los puntos débiles encontramos las debilidades y amenazas. Dentro de las debilidades, hablaremos de las limitaciones que tenga nuestro propio producto, mientras que en las amenazas se pueden desarrollar los diferentes problemas externos que nos pueden afectar, como la barrera de entrada en el mercado.

Toda esa información se resume en una matriz, con el fin de que quede sintetizada y sea fácilmente accesible. Esto nos servirá, de igual manera, para mejorar en la toma de decisiones, tanto para ver si es necesario plantear cambios antes de comenzar a producir y comercializar, como para definir la estrategia posterior.

Fabricantes y Proveedores

En el momento de lanzar una tienda online, es posible que tu empresa sea la fabricante de los productos que va a comercializar. En este caso, evidentemente tendrás una preocupación menos y serán los proveedores de materias primas con los que habrá que lidiar.

Sin embargo, muchos emprendedores que deciden crear una tienda online no comercializan sus propios productos. Se los adquiere a un proveedor. Por ello, lo más importante es crear una alianza con proveedores de confianza.

A no ser que sean productos muy exclusivos, lo mejor es que colabores con varios fabricantes y así evitar posibles contratiempos con los períodos de entrega de la mercancía.

Cálculo de Costes

De nuevo, si ya tienes una tienda física este paso lo conocerás bien. Antes de nada, tienes que ver todos los costes de la fabricación u obtención de los productos, además de los impuestos asociados a los mismos.

Este análisis debe de ser muy realista, puesto que es lo que garantizará la viabilidad o no del negocio. De hecho, deberás de tener en cuenta el coste de todos los productos, además de todo el coste relacionado con el negocio.

Si, en el caso de disponer de una tienda física, tienes que incluir una serie de costes como el alquiler o los gastos del establecimiento, en la tienda online deberás de contemplar otra serie de costes, como el mantenimiento del sitio web, el almacén donde se encuentre el stock de productos o los costes de envío.

Todo ello, con el fin de determinar el margen de beneficio con más exactitud. Un fallo en este cálculo puede implicar graves problemas, pudiendo suponer el pronto cierre del negocio.

Almacenaje, Logística y Envíos de Producto

Otro punto clave en todo comercio electrónico tiene que ver con la logística. ¿Dónde tienes pensado almacenar la mercancía? Desde el primer momento, es necesario que pienses en los canales de recepción y entrega de la mercancía o el envío del producto al cliente final.

Cuando se habla del almacén, se deben atender a numerosas cuestiones. Por un lado, deberá de pensar en la ubicación del almacén, pensando en facilitar la recepción de mercancías y su posterior distribución. También hay que considerar aspectos como el tamaño del almacén, el cual dependerá del volumen de mercancías y tamaño del producto.

De la misma forma, la gestión del almacén será imprescindible, pensando en los posibles movimientos de mercancía que va a haber y cuales la forma más eficiente de gestionarlo. En grandes almacenes es fundamental este último aspecto, incluso tener un proceso pormenorizado de identificación de todos los productos que hay en stock.

Dentro del transporte, deberás de ser consciente de cómo gestionar la recepción y envío de paquetes. En este proceso, hay que prestar especial atención a la última milla. En este artículo, os hablamos en profundidad sobre este término.

Las condiciones de envío se pueden pactar con diferentes empresas de transporte. También debes de contemplar las diferentes opciones que tienes a tu alcance. Puedes pensar en enviar el prdocuto directamente a casa o en otros sistemas que te permitan ahorrar costes, como la entrega en taquillas para paquetería.

En SETROC, disponemos de taquillas inteligentes para paquetería, los cuales se pueden instalar en diferentes puntos de la ciudad.

Plataforma de E-commerce

Si hasta este momento hemos estado pensando en el producto y sus costes, ahora hay que pensar en la plataforma que nos va a servir para ayudar a vender a los consumidores. Es decir, en la plataforma de la tienda online.

Se puede crear una tienda de muchas formas. Una empresa especializada la puede crear a medida, aunque los costes serán mucho más elevados, como es lógico. Por eso, lo más lógico es utilizar una plataforma de gestión de e-commerce, ya sea a través de una empresa de desarrollo web.

En el mercado existen plataformas muy específica como el caso de Shopify, Magento o Prestashop que son únicamente para tiendas online, al igual que Woocommerce.

Estrategia de Comunicación y Marketing

Una vez definido cómo se va a vender y la plataforma de gestión de la tienda online, toca analizar cuál es la mejor forma de promocionar los productos entre los potenciales clientes. En este sentido, se requiere de una estrategia de comunicación y marketing potente.

Requerirás de una planificación, viendo los costes y el timing de cada una de las acciones que quieras llevar, así como una adecuada medición del retorno por inversión.

Junto con el auge del comercio electrónico, las nuevas tecnologías están brindando nuevos canales online de captación de posibles compradores. Diferentes canales que nos permiten segmentar por perfiles determinados de personas, como sucede en redes sociales como Facebook o Instagram, por poner algunos ejemplos.

De la misma forma, se pueden captar a través de estrategias de posicionamiento, apareciendo en los motores de búsqueda, como Google. Un canal muy interesante, puesto que el comprador expresa en el propio buscador qué producto necesita.

En el entorno digital, también tienes la posibilidad de contratar banners publicitarios a medios concretos o blogs, o a través de plataformas publicitarias, con el objetivo de llegar a más usuarios. Como puedes comprobar, hay multitud de canales digitales por los que mostrar tu tienda online.

¡Ojo! No pienses que, por disponer de una tienda online, la única forma de promocionar tu tienda es a través de los canales digitales, ni mucho menos. Por medio de los canales tradicionales, los consumidores también te pueden conocer y acceder a tu tienda online.

¿Y qué formas hay de promocionar tus productos de forma tradicional? Cuando se habla de la publicidad tradicional, la aparición en los medios escritos puede ser realmente interesante, ya sea la publicidad en revistas especializadas o periódicos. Asimismo, una buena estrategia de comunicación, basada en la aparición en noticias puede ayudar a darle visibilidad a la tienda.

Medios como la radio y la televisión también pueden ser importantes altavoces de tu tienda online, además de la asistencia a ferias y demás eventos. Tienes multitud de opciones consideradas “tradicionales” que también pueden ser realmente útiles.

Con todo lo visto, ya ves que no es simplemente crear una tienda online y ponerse a vender. Detrás de un e-commerce de éxito, hay numerosos pasos previos que seguir, ¡tenlo en cuenta!

Previous

Next

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

20 + cinco =

v

876 26 11 98

info@setrocmm.com